viernes, febrero 08, 2008

Fotos de Napoleón en vaqueros gastados


Dice Hesse que cada general tiene una foto de Napoleón en la camisa. El absurdo parte de que Napoleón no logró ser lo que quería, y que probablemente llevase un dibujo favorecedor de Alejandro Magno.

Así pues, los niños quieren ser Ángel González y él pensaría que no logró ser tan buen poeta como sus antepasados. En ese absurdo de ambiciones perecen los peces del Gran Rex y las taquilleras de cine pintan sus uñas.

Un buen motor, tal vez, pero un engranaje idiota. Debería haber más artistas convencidos, más pinturas de autoestima y menos necesidad de ser otros.